Facebook

Twitter

Youtube

Iniciar Sesión

Buscar

TSJ promueve la paz en coordinación con grupos CONVIVEMH

Las actividades se realizan en coordinación con los Servicios de Salud Morelos a través de los Grupos CONVIVEMH

 

La Unidad de Igualdad de Género y Derechos Humanos del Tribunal Superior de Justicia del estado de Morelos, (TSJ), ha coadyuvado en la prevención y erradicación de la violencia con grupos de reflexión, en la que han participado alrededor de 150 personas, entre mujeres y hombres.

María del Consuelo Estrada Soto, Coordinadora de la Unidad de Igualdad de Género y Derechos Humanos del TSJ señaló que las actividades se realizan en coordinación con los Servicios de Salud Morelos a través de los Grupos CONVIVEMH, actividad constante en la que, en los últimos cinco procesos, tanto para hombres como para mujeres, se han hecho partícipes a 150 personas.

La Coordinadora de la Unidad de Igualdad de Género y Derechos Humanos ejemplificó,” que el pasado 29 de agosto, terminó un ciclo más en el tema de masculinidades. Los objetivos generales de los Grupos CONVIVEMH, es desarrollar nuevas formas y habilidades de comportamiento tanto en hombres, como para mujeres en un plano de igualdad”, señaló Estrada Soto.

Resaltó que específicamente, también se proporciona información con la finalidad de vivir libre de violencia e identificar el impacto de este grave problema en las mujeres, ya sea en su entorno social, personal o familiar, buscando desarticularla.

La coordinación entre el TSJ y los Grupos CONVIVEMH, genera la oportunidad de conocer mecanismos necesarios para identificar la violencia ya sea generada o recibida. Es importante pues en el caso de los hombres, se busca el reconocimiento de los diferentes tipos de violencia contra las mujeres; en ambos casos, mujeres y hombres es relevante las habilidades para la resolución de conflicto, señaló Estrada Soto.

La presidenta del TSJ, María del Carmen Verónica Cuevas López, señaló la coordinadora de la Unidad, instruyó a los impartidores de justicia a fin de identificar casos donde mujeres y hombres sean receptores o generadores de violencia, puedan ser canalizados y se atiendan puntualmente.

Las políticas de prevención, atención y erradicación han sido consideradas eficazmente mediante estos ejercicios incluyentes en donde se respeta la privacidad, la confidencialidad, la no revictimización, entre otros principios éticos, en el marco de las sesiones que se llevan a cabo.

 

 

Sin comentarios

Dejar un comentario