Facebook

Twitter

Iniciar Sesión

Buscar

Intimidad, derecho humano esencial en el sistema de justicia adversarial

_MG_8505

Estos derechos tienen que ver con la integridad de las víctimas y comprende su dignidad, identidad e intimidad, es decir, prerrogativas fundamentales que establece la Ley.

Durante un proceso legal se deben salvaguardar los derechos de la víctima para prevenir que se violen las reglas del procedimiento y las leyes de protección de la persona afectada, comentó Javier Jiménez Martínez,  abogado postulante.

El Doctor Jiménez Martínez, dijo que el Estado está obligado a tutelar y salvaguardar los derechos fundamentales de las víctimas tal como lo establece el artículo 20, apartado C de la Constitución política.

“La víctima tiene derecho a estar informada, a la reparación del daño, a la intimidad, a la protección de sus datos personales, a brindarle seguridad, por ejemplo, el hecho de brindarle seguridad, protección cuando se sienta amenazada”, explicó.

Estos derechos tienen que ver con la integridad de las víctimas y comprenden su dignidad, identidad e intimidad, es decir, prerrogativas fundamentales que establece la Ley, un principio de protección de las víctimas, indicó el analista  del Código Nacional de Procedimientos Penales.

“La identidad y la intimidad son derechos fundamentales que si la víctima dice en un proceso que no se pueden difundir  su nombre,  dirección, su domicilio,  su estado civil, son cuestiones personales que si dice que no se deben mencionar, no se hace”, advirtió.

Javier Jiménez Martínez, dijo que falta más desarrollo en la materia, porque en la norma no precisa en qué consiste el derecho a la intimidad, tanto en la Ley de víctimas y leyes secundarias que se establece ese derecho a la intimidad.

 

Sin comentarios

Dejar un comentario